• foto1

  • foto2

  • longevity

  • foto4

Planchas de pelo

En Sorci sabemos que las planchas para el cabello son, posiblemente, los aparatos profesionales que han tenido una mayor evolución y desarrollo durante los últimos años. Así pues han pasado de ser unos aparatos que se utilizaban como mero complemento para el acabado a ser los aparatos moldeadores por excelencia, indispensables en cualquier salón de peluquería ya que nos permiten hacer, prácticamente, cualquier tipo de forma en el cabello de un modo casi instantáneo. planchas de pelo Ha pasado ya el momento del auge desmesurado; el tiempo en el que el mercado estaba saturado de multitud de planchas con diferentes tipos de placas, formas, marcas, precios, etc.

Que se debe tener en cuenta al comprar una plancha para el pelo

Ahora parece ser que ha llegado el momento de la estabilidad. Aquellos aparatos que no cumplían lo que prometían o que tenían un precio no conforme a sus prestaciones han ido desapareciendo del mercado. Se cumple así, una vez más, aquello de que el tiempo pone a cada uno en su lugar. Y aunque es cierto que continúan saliendo algunas novedades, ya resulta muy difícil sorprender al profesional, cansado, muchas veces de tanta “falsa novedad” y de aparatos que prometen mucho y dan poco resultado.

planchas de pelo

De este modo, nos podemos encontrar con que muchos peluqueros, en sus salones, están trabajando con varios modelos diferentes de planchas, de marcas distintas y en ocasiones con prestaciones muy similares; o incluso las tienen retiradas en un rincón. Modelos de planchas que ya no se fabrican o de marcas que incluso han desaparecido. Aparatos que el día que se estropeen va a ser muy difícil, por no decir imposible, encontrar recambios para su reparación, o incluso un servicio técnico que se haga cargo de ellos. Esto tiene un precio, un alto precio, que acaba pagando el peluquero. Es el coste de evolucionar y mejorar.

planchas de pelo

Cuando el peluquero, inquieto de novedades y en constante búsqueda de novedades que ofrecer a sus clientes, se para a reflexionar y a hacer números se da cuenta del enorme coste económico que conlleva estar a la vanguardia del sector. Sin embargo, esta actitud es la que permite evolucionar; ya que sin esa búsqueda y esa inquietud habría sido muy diferente, por no decir escasa,  la evolución que se ha dado en este tipo de aparatos. Y, por extensión, todo el sector de la peluquería.

Etiquetas:, , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.